Cómo aprovechar la gran oportunidad de vender más carne en Asia

Después de una década de políticas erradas en materia de exportación de carne vacuna se abre una oportunidad dorada para el sector.

 

El consumo de carne en China pasó de 8 m ton en 1978 a 75 m ton en 2017 convirtiéndose en el mayor mercado del mundo. La carne porcina representa un 74% del consumo mientras que la aviar y vacuna alcanzan el 16% y 11% respectivamente.

 

 

 

 

 

 

 

Consumo de distintos tipos de carnes en China durante 2017.

 

Sin embargo, la composición del consumo ha cambiado durante los últimos cinco años (2012-2017). La carne vacuna creció un 20% mientras que la porcina lo hizo en un 2% y la aviar cayó un 14%.

 

El boom chino de consumo de carne vacuna se sustenta en una serie de factores que soportan su crecimiento a largo plazo: la mejora en el ingreso medio per cápita, el crecimiento de una prospera clase media que supera los 300 m de habitantes, el aumento en la tasa de urbanización, el aumento comparativo en los precios de carnes sustitutas y la desconfianza del consumidor por la presencia del virus de la influenza aviar (HPAI).

 

Frente a un aumento del 20% del consumo vemos que la producción local creció solo un 6,7% debido a la escasez de recursos naturales tan decisivos como la tierra y el agua potable así como a la falta de una adecuada infraestructura en la industria para abastecer a semejante mercado.

 

 

Consumo global de carne vacuna en 2017, por países.

 

Este desbalance entre oferta y demanda interna ha disparado las importaciones que proyectan un crecimiento del 11% en el 2018 con un volumen superior al millón de toneladas y un valor de U$S 3200 millones.

 

Una gran oportunidad para capturar participación en un mercado en expansión. Nuestras exportaciones totales de carne vacuna alcanzaron 311 mil ton en 2017 pero aún estamos lejos de los picos históricos de ventas al exterior. Hay que recrear el circulo virtuoso de valor agregado para llegar a 1,8m de ton como Brasil o a 1,5m de Australia para transformar más de 10 m de ton de granos en carnes.

 

Las exportaciones a China están dominadas por Brasil, Australia, Uruguay y Nueva Zelanda que representan más del 85% mientras que Argentina está luchando por llegar al 10%. Por otra parte, el conflicto comercial desatado por Trump aleja la reentrada de EEUU al mercado chino luego de la autorización recibida en 2017 más de una década después del brote de vaca loca (BSE).

 

A mediano y largo plazo no hay que pensar solo en China sino también en Japón, Hong Kong y Corea del Sur con importaciones combinadas de 1,7 millones de ton por año.

 

Cuatro claves

 

Para ello hay que profundizar el accionar conjunto público-privado para certificar más frigoríficos para exportar a Asia y otros destinos, diversificar la venta hacia cortes de mayor valor y cumplir con los requisitos de calidad, trazabilidad y sanidad exigidos por los países de destino.

 

Argentina está recuperando su stock ganadero y conquistando mercados en el exterior – notablemente en China – pero hace falta acelerar el paso con una visión de largo plazo y mayor acceso a créditos a 5 y 10 años para inversiones en infraestructura, producción, capital de trabajo así como la implementación de nuevos procesos que aseguren altos estándares compatibles con los del mercado internacional.

 

 

Please reload

Noticia destacada

Bajó el petróleo, ¿qué va a pasar con los precios de los fertilizantes?

April 22, 2020

1/10
Please reload

Últimas noticias
  • Twitter - Black Circle

Twitter